Logo Futurea

Por Nacho Cambralla

Esta debería ser la primera pregunta que cualquier deberíamos hacernos antes incluso de darnos de alta en Linkedin. Pero la pantalla de inicio de Linkedin es muy tentadora para que nos demos de alta en tan sólo dos minutos. Y eso hacemos todos, nos damos de alta. Pero, ¿y luego qué?

Es importante que antes de empezar a escribir apartemos las manos del teclado y nos paremos a pensar y reflexionar preguntándonos dos cuestiones de fondo.

¿Cuál es mi objetivo al estar en Linkedin? ¿Qué imagen quiero transmitir como profesional dentro de esta red?

Estas dos preguntas están directamente relacionadas con los dos elementos principales de Linkedin:

El perfil profesional: es el núcleo en torno al que gira toda nuestra actividad y además es el escaparate con el que nos mostramos al mundo, por lo que cualquier aspecto relacionado con el perfil influirá en mayor o menor medida en la percepción que el resto de profesionales tendrá de nosotros. En próximos artículos hablaremos en detalle de todos ellos porque espero que ya te hayas dado cuenta de que el perfil es mucho más que un Curriculum Vitae. En él puedes incluir mucha información sobre ti y sobre el valor que, como profesional, puedes aportar en el presente y en el futuro. Aquí no importa tanto lo que hiciste en el pasado (CV) sino lo que puedes hacer de ahora en adelante.

Nuestra red de contactos: como cualquier red social se caracteriza porque puedes contactar con otras personas, en este caso profesionales. Así que si tienes claro tus objetivos para estar en Linkedin te permitirá tener criterio suficiente para ir creando una red de contactos acorde a tus intereses. Debes saber que una de las características de Linkedin es que es restrictiva a la hora de ampliar contactos. Eso no quiere decir que no puedas tener muchos contactos (incluso muchísimos), pero para ello Linkedin va a utilizar una serie de barreras y filtros para permitirte ampliar tus contactos de manera controlada. Ten claro que no se trata de “coleccionar amigos” o de tener muchos followers como en otras redes, sino de tener contactos profesionales de cierto valor.

Con estos dos pilares tenemos los cimientos para trabajar nuestra estrategia en Linkedin. Si, has leído bien, estrategia. Hablamos de objetivos que persigo, de posicionamiento que deseo obtener y hablamos de largo plazo. Todo ello características de una estrategia.

En Futurea entendemos la importancia de poder desarrollar tu búsqueda de trabajo, y de ampliar tu red de contactos, y por ello la optimización del perfil de LinkedIn la trabajamos tanto a nivel individual como en grupo a través de los talleres WorkNow, como a través de nuestro servicio de asesoramiento personalizado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú
error: Content is protected !!