Logo Futurea

Por Juan Lajarín

La inteligencia que nos ayuda a dirigir nuestra acción…

En esta entrada vamos a desglosar cuáles son las funciones que componen el concepto que tanto utilizamos en Futurea: la inteligencia ejecutiva. Para los que leéis primero sobre ella, os podemos contar que se encarga de dirigir la “orquesta cerebral”, articula la información, la filtra y la gestiona en base a las metas que tenemos.

Es como un timón que mueve una sala de máquinas (el inconsciente lleno de información, sensaciones, emociones, sentimientos, experiencias, imágenes, etc…) en base a un viaje que queremos recorrer, en base a una meta que queremos realizar.

Antes de ver cuáles son esas funciones, quizá recordarte estas definiciones te puedan aclarar un poco mejor a qué nos referimos cuando hablamos sobre inteligencia ejecutiva:

«Las funciones ejecutivas son las capacidades mentales esenciales para llevar a cabo una conducta eficaz, creativa y aceptada socialmente».
Muriel Lezak

«La capacidad de hallar soluciones para un problema novedoso, llevando a cabo predicciones de las consecuencias a las que nos puede llevar cada una de las soluciones imaginadas».
Javier Tirapu

«Es el director de orquesta cerebral. Gracias a las funciones ejecutivas podemos transformar nuestros pensamientos en decisiones, planes y acciones».
Elkhonon Goldberg

Sobre todo es la que nos lleva a la acción, la que decide el camino y da un paso adelante, toma una decisión, descarta una opción y se queda quieta o sigue adelante. Nos permite pasar de la teoría a la acción, y si está entrenada, con un impacto positivo en nuestros resultados personales o profesionales. De ahí la importancia de tenerla en cuenta si estamos en búsqueda de empleo, o queremos alcanzar unos objetivos profesionales determinados, porque estas funciones nos ayudan a mejorar nuestro rendimiento y por lo tanto nuestra autoeficacia.

¿Cómo se agrupan las funciones ejecutivas que la componen?

El concepto de inteligencia ejecutiva

Te presentamos la última configuración que han realizado sobre la inteligencia ejecutiva José Antonio Marina y Carmen Pellicer, de la cátedra de Inteligencia Ejecutiva de la Universidad de Nebrija. Para ambos, las funciones se agrupan en cuatro módulos diferenciados, y dentro de cada uno hay una serie de funciones.

• Módulo 1: La gestión de la energía y de la “corriente de consciencia”.
• Módulo 2: La gestión de la acción.
• Módulo 3: La gestión del aprendizaje y de la memoria.
• Módulo 4: La gestión del pensamiento.

No te preocupes si no te quedan todas claras, ya que más adelante escribiremos una entrada sobre cada una, para que puedas profundizar, tanto si eres un profesional de la orientación para aplicarlo en tus procesos, como si eres una persona en búsqueda de un trabajo o proyecto profesional y las necesitas tener en cuenta para mejorar tus resultados.

¿Cuáles son las funciones ejecutivas?

Módulo 1: La gestión de la energía y de la “corriente de consciencia”

1. La activación: es decir, la capacidad de poner en ON/OFF nuestra actividad según nuestras motivaciones, nuestra atención.
2. La dirección del flujo de la consciencia: es decir, la dirección donde vamos, aprendemos y atendemos, seleccionamos y descartamos: la atención.
3. La gestión de la motivación: nuestra capacidad de encontrar intención y atracción por un proyecto, una tarea o cualquier otra cosa. La gestión de esa energía que nos mueve.
4. La gestión de las emociones: educar lo que sentimos, poder ponerle nombre, entenderlas, saber cómo entenderlas e interpretarlas, saber cómo generarlas si las necesitamos.

Módulo 2: La gestión de la acción

5. El control del impulso: la capacidad para que no nos cautive lo más cercano, la capacidad de separarnos de los estímulos inmediatos y sustituirlos por los propios.
6. Elección de metas y proyectos: en base a lo que queremos hacer, en base a aspiraciones, valores y expectativas.
7. Iniciar la acción y organizarla: después de tener ideas, ser capaces de llevarlas a cabo con un plan, no posponerlas.
8. Mantener la acción: aplazar la recompensa inmediata, ser capaz de esperar resultados a largo plazo.
9. Flexibilidad: adaptación y reencuadre de situaciones, experiencias, estilos de pensamiento según las situaciones y las necesidades.

Módulo 3: La gestión del aprendizaje y de la memoria

10. Gestión de la memoria: para generar mejores ideas, más completas a partir de otras, para el pensamiento conceptual, y ser capaces de almacenar y aprender ejecutivamente.

Módulo 4: La gestión del pensamiento

11. Metacognición: ser capaces de pensar en cómo pensamos, cómo funciona nuestro diálogo interior y cómo transformar nuestros pensamientos sobre nosotros mismos para crear realidad.

A lo largo de las próximas entradas te seguiremos contando más sobre estas habilidades o funciones de la inteligencia, que nos pueden ayudar a mejorar nuestra búsqueda de empleo. No olvides que trabajamos con matices muy importantes, y esto muchas veces marca la diferencia entre alguien que busca, y otro que lo hace de forma más inteligente.

En Futurea nos diferenciamos del resto de servicios de orientación, dado que nuestra metodología tiene en cuenta estas habilidades y trata de desarrollarlas con herramientas y muy buenos consejos.

Recuerda nuestra fórmula:

Búsqueda Activa de empleo + Inteligencia Ejecutiva  = Búsqueda ejecutiva de empleo.

¿Futureas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú
error: Content is protected !!